Cervecissimus, el Cielo en la Tierra

El martes pasado visitamos un local con muchísimas cervezas importadas y españolas llamado Cervecissimus. Lo descubrimos en internet. Investigando a la cervecería La Cibeles salió el nombre de este paraíso así que lo marcamos en Google Maps y lo visitamos en cuanto pudimos, esto fue a los dos días de llegar. Lamentablemente llegamos cuando estaba cerrado así que recién pudimos volver la semana pasada y fue una visita muy agradable. 🙂


El local tiene perchas llenas de cervezas en sus cuatro paredes, esto nos dio una sonrisa de oreja a oreja de forma inmediata. Pero volvimos a lo típico: ¿cuáles escogemos? Por suerte, tienen un par de mesas para sentarse a decidir y a tomar una que otra, no es un local para instalarse toda la noche, mas bien para ir de pasada. Nos tomamos dos cada uno y luego escogimos cuatro para llevar a casa y tener para la semana.

Además de botellas, Cervecissimus vende todo lo necesario para poder hacer tu propia cerveza en casa. Diego tenía algunas dudas sobre unos fermentadores y para no alargar la historia terminamos conversando con el dueño de la tienda, una de las personas más buena onda que hemos conocido desde que llegamos. Se llama Jorge, es un gran conocedor tanto de las cervezas que vende como de la industria artesanal española. Nos contó que actualmente en España existen unas 400 fábricas de cervezas artesanales y que sumando las nómadas serían unas 800. Este movimiento en España no tiene más de cinco años pero está creciendo con fuerza. Nos ayudó a seleccionar nuestra última cerveza antes de partir, aquí les detallamos las que tomamos y las que compramos para llevar.

BrewDog – Jack Hammer:
Esta es una IPA con un aroma fuerte a toronja, su sabor es extremadamente amargo, se encuentra sobre los 200 IBUs teóricos según su sitio web (pensamos que a partir de cierto punto el amargor ya no se percibe de manera lineal), de preferencia me iría por la Punk IPA de BrewDog. La Jack Hammer con sus 7.2% de alc. vol., apenas la terminas ya te sientes un poco buzzed.

cervecissimus-6

Brooklyn – East IPA:
Segunda cerveza de Brooklyn que probamos, y la verdad es que ¡siguen sorprendiendo! Esta IPA es perfecta para cualquier día. No esperes una extravagancia de amargor, es bastante moderada. Los lúpulos americanos agregan el aroma a hierbas, mientras que los lúpulos ingleses te dan el amargor frutal tradicional. De todos modos, su alto porcentaje de alcohol (6.9%) te obliga a tomarla con moderación y respeto.

cervecissimus-5

Dougall’s – Session Stout:
¡Una Stout deliciosa! Dulce pero no tanto, con bastante cuerpo, muy bien de espuma y 4.2% de alc. vol. Esta cervecería también es española y nos gustó el mensaje de su tapa: Piensa global, bebe local.

cervecissimus-7

Founders – Dirty Bastard:
Diego había leído en algún post que Founder’s sabe lo que hace. Con esta cerveza él puede estar de acuerdo con ese comentario. Para su gusto, las Scotch Ale pueden llegar a ser muy caramelosas. Sin embargo, tiene un IBU de 50, lo que le da un balance bastante extraño entre dulzor y amargor, llegando a la combinación perfecta.

cervecissimus-8

Adnams Broadside:
Es una English Strong Ale, cerveza negra con un aroma dulce a caramelo pero su sabor está entre chocolate amargo y dulce. No es pesada pero su presentación es más grande de lo normal así que está buena para compartir.

Shizun – Panda Beer:
Estilo Saison, esta cerveza española llamó nuestra atención por su etiqueta. Nos pareció un poco aguada en la boca,  para nuestro gusto debería sentirse menos ligera y más consistente. Es posible que los 6.5% alc. vol. lo logren adicionando algún tipo de Belgian Candi, que logra incrementar la cantidad de alcohol sin afectar al cuerpo de la cerveza.

Duvel:
Esta cerveza es muy famosa en Bélgica pero no es muy buena. Puede que nos haya tocado un batch dañado (lo dudamos) pero tenía un sabor perenne a oxidado. Tiene 8.5% de alc. vol., normal en Bélgica, pero no la volveremos a comprar.

Anderson Valley – Oatmeal Stout:
Esta cerveza tiene 5.8% de alcohol y entre sabor, cuerpo y amargura se sintió como si fuese la de mayor grado alcohólico que probamos de nuestra compra en Cervecissimus. La servimos de la botella y notamos un aroma fuerte a café y caramelo, su apariencia era como de un café negro con un poco de leche y su sabor era amargo con pequeños toques dulces al final. Buena pero fuerte.

cervecissimus

Cervecissimus será un lugar de visitas frecuentes durante nuestra estadía, si has visto alguna cerveza que quieres que probemos, ¡escríbenos!

Síguenos
0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *